Barcos de papel y carros de celuloide

Hablamos, miramos, leemos… viajes y lugares, imágenes y letras, almas y miradas, paisajes extranjeros y paisajes interiores. La literatura y el cine también nos ayudan a viajar, a reconocernos y a construir nuestros sueños.

Fue el pasado 16 de octubre en nuestra sección de “Más que palabras”, de Radio Euskadi. Las semanas anteriores habíamos viajado por Baalbek, en el Líbano, la bahía de Halong en Vietnam y la isla de Chiloé, en Chile, y nos apetecía acompañar estos recorridos con imágenes robadas al séptimo arte y palabras vertidas en papel.

Texto: Xabier Bañuelos

Surcamos los fotogramas de dos películas y las páginas de un libro, sugerencias todas ellas para quienes hayan visitado esos lugares, para quienes vayan a hacerlo o para quienes sueñen con un día poderlo hacer.

Aquí tenéis el audio:

www.eitb.com/audios/radio/radio-euskadi/programas/mas-que-palabras/detalle/522662/xabier-banuelos-nos-lleva-indochina-libano-chiloe/

…pero vamos a extendernos aunque sea un poco.

 Líbano

 Aunque hemos buscado, no hemos encontrado ninguna película rodada en las ruinas de Baalbek o ambientada en ellas, y no porque no sean un adecuado escenario cinematográfico o porque su historia no dé para un buen filme. Pasear por sus templos o leer algo sobre su libertina vida y sus rebuscados misterios, nos lleva a percatarnos rápidamente de lo contrario. No haría falta mucho esfuerzo para que cualquier guionista un poco avispado encontrara material suficiente para tejer la trama de un relato que transcurra tanto en época clásica como moderna. Pero el caso es que si la hay, no nos hemos topado con ella.

 Esta circunstancia nos ha hecho bucear en una filmografía como la libanesa, totalmente desconocida. No abundan las películas de esta nacionalidad en los circuitos comerciales. Si queremos ver lo que se hace por esos lares, hemos de recurrir, como con tantos otros países, a cine-clubes o a aquellos festivales que de vez en cuando rescatan alguna rareza de más allá de Europa occidental o Estados Unidos.

Quizás el realizador libanés más conocido sea Ziad Doueiri, en buena medida por haber sido operador de cámara de Tarantino y Robert Rodríguez en películas como Reservoir dogs (1992), Pulp fiction (1994), Jackie Brown (1997) o Abierto hasta el amanecer (From dusk till dawn, 1995). Y si bien estas colaboraciones han ayudado sin duda a que se conozca su trabajo, poco o nada han calado en su modo de enfrentar la narrativa fílmica. En el caso de su primera obra, West Beirut (1998), se acerca más al cine italiano. En ella, los recuerdos de su infancia toman forma en la vida inconsciente y despreocupada de tres adolescentes en medio de la guerra que asolaba su tierra. En su segunda película, sin embargo, la extrañamente erótica Lila dice (Lila dit ça, 2004), protagonizada por Vahina Giocante y Mohamed Khouas, bebe directamente de las fuentes mismas del cine francés.

Otros directores destacados son Yousef Malouf (The broken wings, 1962), Jean Claude Codsi (Time has come, 1994), Mohamed Soueid (Tango of yearing, 1998), Jean Khalil Chamoun (In the shadows of the city, 2000), Philip Aractigni (Under the bombs, 2007)…

Jocelyne Saab

… y dos mujeres, Jocelyne Saab (Dunia, 2005, y Once upon a time: Beirut, 2010) y la ganadora del León de Plata en el Festival de Venecia de 2003, Randa Cahal Sabbag con su obra The kite.

Nadine Labaky, directora y protagonista de "Caramel" en su papel de Layal

Pero quien sin duda ha venido a poner al cine libanés en las carteleras internacionales ha sido otra mujer, Nadine Labaki. Su ópera prima, Caramel (Sukar Bannat, 2007), una historia de mujeres, confidencias y sensualidad en una sociedad conservadora y llena de tabúes, se llevó el Premio del Público en el Festival de Donosti envolviendo a quienes acudieron a las salas de proyección con el sabor dulce y pasajero del caramelo entre ocres y complicidades. A la propia Nadine en el papel de Layal, le acompañan Yasmin Al Masri (Nisrine), Joanna Moukarcel (Rima), Gisele Aouad (Jamal) y Sihame Haddad (Rose).

http://www.youtube.com/watch?v=21hsWgD7Muk

Halong

Pese a su gran belleza y contrariamente a lo que mucha gente cree, tampoco la bahía de Halong se ha prodigado mucho en el cine. Hay una idea bastante extendida de que los paisajes kársticos marinos que aparecen en películas como por ejemplo El hombre de la pistola de oro (The man with the golden gun, Guy Hamilton, 1974) con Roger More diciendo aquello de “me llamo Bond, James Bond”, están rodadas en este evocador laberinto de aguas de jade al norte del golfo de Tonkin. Pero no es así. Hay varios lugares con una apariencia similar y también ciertamente bonitos. Algunos están tierra dentro, como en  Yangshuo, cerca de la ciudad china de Guilin, y en Krabi, al sur de Tailandia. Pero sólo hay otro que está en el mar y que realmente se puede comparar a Halong, es la bahía de Phang Nga, también en Tailandia. Y es precisamente aquí donde están rodadas las escenas de Bond llegando en hidroavión hasta la playita de la isla de Khow-Ping-Kan, donde el malvado Scaramanga (Cristopher Lee) había establecido su singular y lujosa guarida. Y lo que se supone es Saigón en El mañana nunca muere (Tomorrow never dies, Roger Spottiswoode, 1997) es en realidad Bangkok.

 Es fácil comprender que no se rodaran películas norteamericanas en Vietnam si tenemos en cuenta que ambos países no reestablecieron relaciones diplomáticas hasta mediados de los 90. El vietnam de las películas made in USA suelen ser localizaciones de Tailandia, como El cazador (The deer hunter, Michel Cimino, 1978) o Good morning, Vietnam (Barry Levison, 1987), de Filipinas, como Apocalypse now (Francis F. Coppola, 1979) y Platoon (Oliver Stone, 1986) o de la mismísima California como en Cuando éramos soldados (We were soldiers, Randall Wallace, 2002).

Pero la película que nos ocupa, que no es norteamericana sino francesa, sí está rodada en Vietnam y sí se explaya con magníficos planos de la bahía de Halong, concretamente cuando los dos amantes, Jean Baptiste, (Vincent Pérez), y Camile (Lihn Dan Pham) huyen en el pequeño junco. Se trata de Indochina (Indochine, 1992), dirigida por Régis Wargnier y protagonizada por la siempre elegante Catherine Deneuve, una película de amores cruzados e imposibles marcados por el drama en época de la colonia francesa.

http://www.youtube.com/watch?v=YwqmADXvFMY

Por cierto, cuando el junco arriba a la costa y queda varado en la orilla, eso ya no es Halong, es Tam Coc, otro precioso lugar pero en el interior de Vietnam.

Chiloé

 Y dejamos el libro para el final, para la isla que surgió de la lucha entre las diosas serpiente Cai Cai Vilú y Ten Ten Vilú, la mar y la tierra. Y se va a adueñar de nosotras y nosotros un halo de melancolía, la misma que nos evocan las colinas, bosques y playas de este pedazo de suelo arrancado del continente.

El albergue de las mujeres tristes, de Marcela Serrano, un lugar para reposar pesares y aflicciones, donde enterrar tormentas y encender fuegos, donde pelear por recuperar espacios vitales y autoestimas robadas, alienadas, perdidas o destruidas, donde sangrar heridas para cerrarlas, donde reconciliarse con los sueños y las realidades, donde reencontrar el amor y la pasión.

 La autora nació en Santiago de Chile en 1951 y lleva la literatura en el ADN, no en vano su madre, Elisa Pérez Walker fue novelista y su padre, Horacio Serrano, ensayista. Además de la que nos ocupa, que es la cuarta de su producción (1997), Marcela Serrano ha escrito Nosotras que nos queremos tanto (1991), Para que no me olvides (1994), Antigua vida mía (1995), Nuestra Señora de la Soledad (1999), Un mundo raro (2000), Lo que está en mi corazón (2001), El cristal del miedo (2002) , Hasta siempre mujercitas (2004) y La llorona (2008). 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s